Te busco, te busco yo…


otro espacio para compartir
4 febrero, 2008, 8:44 am
Filed under: General, Pequeños sentidos

Al regreso de mis vacaciones en Bolivia y Perú, decidí abrir otro espacio para seguir compartiendo. Así que quienes quieran seguir husmeando por aquí, encontrarán un sendero sin huella .

Comentarios desactivados en otro espacio para compartir


Pueda el camino salir a tu encuentro…
6 noviembre, 2007, 4:59 pm
Filed under: Pequeños sentidos

jazmî, pequeño roble, mirasoles, enredadera y yo

… reza una antigua  bendición irlandesa. Les dejo de regalo algunas fotos de mi jardín, a quienes asiduamente pasaron por aquí, unas 30 o 40  personas diariamente, a veces más.

santa rita, igualita a la de mi abuela

No sé cuándo volveré a escribir en este sitio. Si  abro otro, aviso. (Quienes me han leido intuirán algo). 

En enero me espera la región andina, los pueblos de Bolivia, el  salar de  Uyuni, Perú y el Cuzco. Falta poco para llenar mis pies, mis ojos, mi corazón de tanto y tan entrañable legado. Haré también una mejor organización de los posts para  quien quiera recorrer esta pequeña partecita de  un trayecto de mi vida.

de costadito, una pequeña selva ciudadana

Mi mail, sabido está, march1973@ciudad.com.ar. Hasta la próxima primavera!



¿estaré entendiendo algo?
25 octubre, 2007, 11:41 pm
Filed under: Inspiradora

El sábado en la revista Ñ publicaron una  entrevista a José Saramago. Me contagió esta frase:

Si hay que buscar el sentido de la música, de la filosofía, de una  rosa, es que no estamos entendiendo nada”.

De mi parte, nada para agregar.



recordarte recordando
21 octubre, 2007, 12:00 am
Filed under: Inspiradora, Pequeños sentidos

Hoy es el día de la madre, y yo me quiero acordar de vos, que ya estás en otro tiempo y lugar, aunque a mi lado siempre. Te recuerdo recordando a uno de tus poetas preferidos, y al poema que en uno de esos posters de tu juventud y mi niñez llenaban nuestra casa de luz…
Tus hijos
Tus hijos no son tus hijos
son hijos e hijas de la vida
deseosa de sí misma.
No vienen de ti, sino a través de ti
y aunque estén contigo
no te pertenecen.
Puedes darles tu amor,
pero no tus pensamientos, pues,
ellos tienen sus propios pensamientos.
Puedes abrigar sus cuerpos,
pero no sus almas, porque ellas,
viven en la casa del mañana,
que no puedes visitar
ni siquiera en sueños.
Puedes esforzarte en ser como ellos,
pero no procures hacerlos semejantes a ti
porque la vida no retrocede,
ni se detiene en el ayer.
Tú eres el arco del cual, tus hijos
como flechas vivas son lanzados.
Deja que la inclinación
en tu mano de arquero
sea para la felicidad.

Khalil Gibran



La curva
13 octubre, 2007, 2:56 pm
Filed under: como agua entre los dedos... el amor, Inspiradora

“No es el ángulo recto lo que me atrae,
ni la línea recta, inflexible, creada por el hombre,
sino la curva libre y sensual.
La curva que encuentro en las montañas de mi país,
en el curso de sus ríos,
en las olas del mar,
en las nubes del cielo,
en el cuerpo de la mujer preferida.
De curvas está hecho el universo…”
Oscar Niemeyer

Más sobre Niemeyer.



¿qué celebramos?
13 octubre, 2007, 1:42 pm
Filed under: Desde el pie, General | Etiquetas: , , ,

Herederos de un despojo. Usurpadores de una  tierra sin alambradas ni cercos. Impostores y falsos vendedores de la  genuina utopía de una  tierra sin males, de la patria grande, de una creación entera para  todos los seres humanos. 

Esta tierra ya no hace silencio. Ellos, los otros, están vivos. La memoria colectiva los retuvo para siempre, aunque los medios se empeñen en mostrarnos que son los “salvajes” sin educación, sin salud, sin viviendas ni vestidos como los nuestros. Aunque en las  ciudades muchos de sus descendientes duerman en la calle.  

Muchos ahora están allá, desde donde vino la horda, sus  rostros se entremezclan con tantos que llegan a buscar, con su trabajo,  tras los muros de la frontera, algo de lo que les han   robado.

“A la llegada de los europeos al continente americano, estas tierras se encontraban habitadas por un abigarrado mosaico de culturas, desde el ártico hasta Tierra del Fuego, pueblos con distintos grados de desarrollo poseían complejas relaciones interétnicas entre ellos. Pero a partir de la visión europea estos pueblos se convierten en el “otro”, reduciendo la vasta variedad de culturas a “indios”, y asumiendo entre ellos un grado de homogeneidad cultural que no existía.

A quinientos años de esta concepción de los pueblos originarios de América, ¿Qué ha sido de las etnias herederas de tales culturas, y en qué medida la visión occidental ha cambiado su visión de ellas? Al parecer el tenor que marcan los Estados Nación no es más flexible de lo que era entonces, y en la mayoría de los casos se convierte en imperativo la abdicación de la identidad en pos de la integración a la sociedad. ¿Es viable continuar con una lógica cultural excluyente en un continente culturalmente tan rico como América? ¿Podrán las lenguas, costumbres y cosmovisión de estos pueblos sobrevivir a los agresivos modelos de occidente?”
(De: http://latinoamericanos.wordpress.com)



Perplejidad
8 octubre, 2007, 10:13 pm
Filed under: General

Todavía tengo capacidad de asombro y …
Buscando algo de Anthony de Mello , un jesuita sabio que vivió en la India, me encontré primero con el sitio en el cual el vaticano condenó sus escritos en 1998, firmado por el Card. Ratzinger.
Se me dio entonces por dar una vuelta por la página oficial del vaticano, y me encuentro entonces con una parte de esta página, la de la Tienda, el shop digamos. ()
Si miran bien, hay un carrito de compra que dice
“Su cesta de compra actualmente está vacía.
Seleccione un producto y añádalo a la cesta.”.
Se puede pagar con Visa o con Mastercard. Cada cual puede adquirir monedas, sellos o artículos del museo vaticano; una moneda de valor nominal de 50 euros, por ejemplo, del pontificado de Benedicto XVI, edición 2006, cuesta unos 400 euros.
Dando al apartado de Museo Vaticano, se despliega una lista de artículos en inglés, donde, entre otros, se encuentra una serie de “Luxury Editions”.

De mirar tanto me dio ganas de no mirar más. Me acordé de un joven rico que se acercó a un maestro hace unos dos mil años a preguntarle qué tenía que hacer para alcanzar la vida eterna… y el maestro le dijo “vende todo cuanto tienes, reparte el dinero a los pobres, después sígueme…” qué loco este maestro. ¿Qué cosas absurdas se le ocurrían no? O esa historia que escuché más de una vez de que nació en un pesebre porque no había lugar para él y sus padres en ninguna posada. Pero en fin, qué bueno que el vaticano tiene su tienda, los inmigrantes ilegales en Europa cruzados en balsa ya tienen dónde comprar las medallitas del papa. Ah, no, cierto, no tienen tarjeta de crédito porque son ilegales. Qué absurdez la mía.